Solita y sola (versión 2019)

Versión de Marilina Ross y Marcelo Caballero del unipersonal de Ricardo Talesnik Solita y sola representada en la sala Maipo Kabaret durante abril y mayo de 2019. Escenografía: Blas Lamagni. Arreglos musicales: Juan Pablo Schapira. Vestuario: Vanesa Abramovich. Diseño de luces: Marcelo Sycz. Producción: Lino Patalano. Intérprete: Marta Mediavilla. Dirección, canciones y voces en off: Marilina Ross.

Versión actualizada de la obra que Marilina estrenó en El Gallo Cojo el 27/9/1972 (y representó desde entonces hasta febrero de 1973, reponiéndola en 1974).

“Todo es encantador. Lo disfruté mucho. Marta tiene su ángel y talento, Marilina los suyos, y así forman un alcoyana-alcoyana que avanza con paso suave y firme mientras nos envuelve”.
(Hugo Paredero en su cuenta de twitter)

“El espacio está presidido por un enorme objeto antropomórfico que no puede modificarse con el correr de la historia, aunque lo utilicen de pantalla, le propongan puertas y salida de metafóricos cordones umbilicales, su presencia es ineludible. Sucede que a pesar de estas objeciones en escena está Marta Mediavilla y su trabajo compensa los cuestionamientos. Con un trabajo corporal preciso: su construcción de la beba es un hallazgo, como lo es su intervención sonora; su transformación vocal y actitudinal en relación con las etapas de crecimiento demuestran que es una intérprete talentosa y capaz no solo de ocupar la escena, sino también de minimizar, al menos, la mole blanca contra la que compite en el espacio. Por otra parte, además de recorrer momentos de la vida de una mujer que crece, va modificando su vestuario como signo y las piezas cuyo diseño es de Vanesa Abramovich, sintetizan de manera eficaz y económica lo que buscan señalar. Como además es un unipersonal musical, en este lugar descansa el placer que el espectáculo produce, la música y las letras de Marilina Ross, a las que el tiempo no les ha hecho mella, y la interpretación de Mediavilla, son un remanso que acepta armoniosamente el paso del tiempo”.
(Solita y sola, gran trabajo de Marta Mediavilla, Mónica Berman en diario La Nación, 24/5/2019)

“Gran cantante y excelente actriz (la interpretación de un bebe recién nacido es impecable), Marta Mediavilla hace que el casi inexistente decorado que presenta la obra quede en un infinito plano y es imposible distraerse un segundo del lenguaje corporal que la actriz incorpora a un guión de contundente actualidad”.
(Fernando Prensa, Chimenteros.com)

Gigí

Obra de la novelista parisina Colette representada en el Teatro Provincial, de Mar del Plata, en el verano de 1967.

Elenco: Marilina Ross, Raúl Aubel, Lydia Lamaison, Franca Boni, Yeya Duciel, Luna Aisemberg, Giani Fiori. Dirección: Román Viñoly Barreto.  Debut: 3 de enero de 1967.

“Uno de los mayores ‘hits’ de taquilla de la temporada.” (revista Gente, agosto de 1967)

-Gracias por la información a Mario Gallina-

Panorama desde el puente

Obra de Arthur Miller representada en el teatro Marquina, de Madrid (España), en enero de 1980. Adaptación y dirección: José Luis Alonso.

Con José Bódalo, Marilina Ross, Montserrat Carulla, José Luis Pellicena, Francisco Hernández, Pedro Arbeo.

“Marilina Ross da toda su fuerza a un personaje difícil al que sabe comunicar humanidad (…) En el estreno se aplaudieron varias escenas, especialmente a Bódalo y a Marilina Ross, y se ovacionó el final.”  (‘El amor que no cesa’, Eduardo Haro Tecglen, diario El País, España, 13/1/1980)

“No hemos visto en toda la temporada teatro mejor dirigido, más sincero, limpio de accidentalidades, preciso en lo humano y en lo ambiental, que el que brilla en esta interpretación (…) No está solo Bódalo. También está allí esa inmensa y tierna Marilina Ross, en su conmovedor papel.” (‘Una justificada versión de Arthur Miller’, Adolfo Prego, diario ABC, España, 15/1/1980)

“Un estupendo espectáculo de teatro de verdad.” (M. Gómez Ortiz, diario Ya, España, 1980)

Promoción gráfica de Panorama desde el puente aquí

Tartufo


Obra de Molière representada por el Grupo del Sur en la temporada de teatro al aire libre en el Jardín Botánico de Buenos Aires, durante enero y febrero de 1965. Versión en castellano de Francisco Javier. Dirección: Carlos Gorostiza. Escenografía:  Luis Diego Pedreira.

Con Pepe Soriano, Jordana Fain, Marilina Ross, Beto Gianola, Lita Soriano, Adriana Aizemberg, Ricardo Bauleo, Angela Ferrer Jaimes, Carlos Román, Memé Vigo.

“Es una versión donde Molière ha fruncido demasiado el ceño y su comicidad comunicativa parece atenuada por cierta frialdad dramática que no coincide con el espíritu de sátira jovial y humana que caracteriza la anécdota (…) Marilina Ross sólo ofrece su juvenil figura al comentario.” (‘Versión discreta’, Clarín, 28/1/65)

El canto de la cigarra

Comedia en 2 actos, original de Alfonso Paso, representada por la Compañía Argentina de Comedia Raúl Rossi.  Adaptación: Javier Farías. Bocetos escenográficos: Gori Muñoz. Vestuario de las actrices: Horace Lannes. Sombreros: Arlette.  Dirección: Esteban Serrador. Estrenada el 15 de marzo de 1963 en el Teatro Smart (Buenos Aires).

Con Raúl Rossi, Nelly Panizza, Marilina Ross,  Juan Carlos Barbieri, Rafael  Barreta.

“La joven actriz Marilina Ross ha progresado visiblemente desde ‘Noche en medusa‘ pero aún no ha aprendido a mover sus manos, mejor dicho, a dejar de moverlas; a caminar con desenvoltura y a modular los tonos de su voz.” (‘Una meritoria labor de Rossi en una pieza de Alfonso Paso’, Correo de la tarde, 17/03/1963)

Marilina Ross fue una Bisbi deliciosa, de juvenil encanto.” (El Mundo, 21/03/1963)

“Una elogiable faena cumplió Marilina Ross, fresca, vivaz, de notoria inocencia y comunicativo candor; fue la hija que comprende y todo lo disculpa, hasta que la mutación de su alma le hace emprender el sendero de la lógica normalidad.” (‘El canto de la cigarra’: Pensada para el público’, Clarín, 18/03/1963)

Marilina Ross puso de manifiesto que va acrecentando las muchas condiciones que hacen de ella una de nuestras buenas intérpretes jóvenes. En su Bisbi -personaje que es también un acierto de Paso- hubo encanto, vivacidad y ternura” (‘Rossi en una excelente pieza de Paso’, La Nación, 18/03/1963)

Marilina Ross infundió frescura juvenil a su Bisbi y si en las primeras escenas pareció demasiado vehemente y agitada, hasta el extremo de que se le entendiese con dificultad, posteriormente se condujo con tierna y comunicativa expresión” (‘Un risueño conformismo frente a la vida, alienta en el estreno del Smart’, La Razón, 18/03/1963)

“Es magnífica la interpretación de Marilina Ross en su papel de Bisbi” (La Prensa, 17/03/1963)

(Gracias a Mario Gallina por confirmar y corregir estos datos)